El hijo de Haydee nació con múltiples malformaciones congénitas: (Ano imperforado y ausencia de rotula y peroné), pero nada lo detiene, el amor a la vida es más grande que la adversidad que le ha tocado vivir.

Angel es operado a los 3 días de nacido, para realizar su colostomía. A los 8 meses, detectan falta de rótula en pierna izquierda y peroné en ambas piernas. Gracias a una campaña de especialistas, Angel es aceptado en el Hospital Shriners México.

Angel es huésped de la Casa Ronald McDonald desde marzo que vino de Lima Perú al Hospital Shriners, donde no solo encontraron un Hogar lejos del Hogar, también el apoyo y la fuerza de más familias que atravesaban la misma situación.   Realizan la valoración del estado del niño y le explican que hay la necesidad de reconstruir primeramente su ano. Es canalizado al Instituto Nacional de Pediatría, ingresa a cirugía para colocar correctamente la colostomía. Se requiere la maduración del niño para que sea valorado para la reconstrucción anal en 1 año y puedan realizar la amputación de sus extremidades inferiores por encima de su rodilla y proporcionarle una mejor calidad de vida a través de la colocación de prótesis.